Naturgy solicita el cierre de la central térmica de Meirama

Naturgy ha presentado esta semana al Ministerio para la Transición Ecológica la solicitud de cierre de la central de carbón de Meirama, situada en Cerceda (A Coruña). Anteriormente lo ha comunicado a la Xunta de Galicia.

El cierre de la central se enmarca dentro del nuevo contexto regulatorio que es medioambientalmente más exigente y que exigiría a Naturgy afrontar nuevas inversiones para el funcionamiento de las planta más allá de 2020. Además, los actuales precios de mercado, el mayor coste del CO2 y las tasas medioambientales hacen inviables económicamente este tipo de instalaciones.

En el actual plan estratégico, la compañía se ha comprometido a una inversión de 1.000 millones de euros en el desarrollo de plantas de energía renovable en todo el territorio nacional, de los que 200 millones se destinarán a Galicia.

Además de proyectos renovables, Naturgy también prevé inversiones en el despliegue de redes de gas y electricidad para mantener y mejorar la calidad del suministro y también la expansión de gasineras para asegurar el suministro a combustibles menos contaminantes. 

Para Meirama, Naturgy ha diseñado un plan alternativo que consiste en el desarrollo de un parque eólico de 65 MW y de un centro tecnológico dedicado al gas renovable, para innovar sobre el aprovechamiento de residuos ganaderos y orgánicos industriales (pesqueros, conserveros, lácteos, etc.). En una primera fase, el centro produciría unos 4 millones de m3 anuales, que inyectaría a la red. Una vez evaluada la viabilidad, se abriría la posibilidad de ampliar a una planta de mayor escala.

También se compromete a colaborar con la Xunta de Galicia en una iniciativa para atraer nuevos proyectos industriales a la zona de la central.

Comentarios